Galería

Vive Latino 2019 – Todas las fotos de este pinche pedo

Escenario principal del vive latino 2019

La primera pinche vez que fui al Vive Latino tenía 13 años y el boleto costaba $200.00, también recuerdo que, aquella vez pasé por las gradas y había un tipo como de 20 años con un cartel que decía: “Busco novia solo para hoy”, fui al baño y al regresar el tipo ya se estaba besando con una doncella… en ese momento dije, “A huevo, este evento está chingón, el próximo año traeré mi cartulina con el mismo mensaje”.

Personas en el escenario principal del Vive Latino 2019

Hot Dog gigante con papas fritas de la marca oh my dog

Camión de pulque en el Vive Latino

Cartelera de documentales dentro del festival

Vista panorámica de la entrada al festival

Jumbo dando gracias a su público con una foto

Jumbo después de su participación en el festival 2019

Vivir entre fotografías se guardan y se olvidan porque dicen la verdad.

Charly de Jumbo al finalizar el concierto

Jumbo tocando sus exitos

Charly de Jumbo en las pantallas mientras canta

Jumbo cantando fotografía

Foto de división minúscula en el festival

División Minúscula en los 20 años del VL

La noche cae en el VL 2019 cuando cantan División Minúscula

Logo del VL 2019 en el atardecer del sábado

Caifanes desde las gradas del Foro Sol

Collage de fotos panorámicas del VL 2019

Hamburguesas de Rojo Gómez

La carne gruesa de 250 grs. se arroja a las brazas que forman el carbón, enseguida se pone a un lado el tocino, grueso, con mucha grasa… cuando la carne llega al término medio se coloca queso Oaxaca sobre ella y antes de que comience a fundirse se pone sobre el pan de “feria” salpicado con ajonjoli, previamente se unta con mayonesa genérica, chipotle y se acompaña de una cama de lechuga sin desinfectar. Para finalizar se unen todos los ingredientes dentro de tu boca, ruegas porque no se desborde, masticas y tragas. Una maravilla, un monumento… podrá verse asquerosa como una obra de arte moderno, pero les aseguro que tiene todo el sabor de una pieza de Van Gogh.

Collage de símbolo de VL y una playera con la cartelera de 1998

El TRI desde el VL 19

Atardecer dentro del VL visto desde las gradas

Hombre en silla de ruedas con la bandera de México dentro del VL 2019

Un grupo de minusválidos pasaron a un lado, la gente les hacía camino y los miraba como preguntándose… “¿si ellos tienen una zona especial donde pueden ver el concierto, para qué vienen?” y yo solo encogía mis hombros, pensando en que las personas discapacitadas también pensarían… “¿creen que por no poder caminar no podemos ir hasta adelante para ver a El Gran Silencio?” también encogí los hombros y supuse que ambos tenían razón, así que lo mejor era quitarse de allí para no recibir golpes en las espinillas.

Hombre sosteniendo una prótesis de su pierna mientras baila en el VL 2019

El señor que comandaba al grupo de personas discapacitadas parecía totalmente funcional hasta que comenzó a sonar el Chuntaro Style y ahí mostró que se puede bailar con una sola pierna mientras sostienes tu prótesis con una mano.

El Gran Silencio dentro del VL 2019

Gente en el escenario principal del VL 2019 mientras toca el Gran Silencio

Rueda de la fortuna y sillas voladoras dentro del VL

Los Tres de Chile tocando con Rubén Albarrán de Café Tacvba

Si escondes tu tesoro es cerrar y abrir -Los Tres

Alex lora en el escenario del VL

Enrique Bumbury tocando música de noche

Enrique Bumburi en el VL 2019 tocando una guitarra

Collage del atardecer dentro del Foro Sol

Café Tacuba tocando de noche sus canciones

Joselo Rangel tocando con Cafe Tacvba


El tipo brinca como si fuera la última vez que lo hará, siente que algo se cae de su bolsa, pero piensa que bailar con música acelerada y llena de acordes repetidos a distintas velocidades le ocupa más en ese momento, siente que le falta un bulto en la bolsa del pantalón, toca con su mano un costado y solo siente su pierna, ya no tiene su celular, un vacío lo invade y se siente desesperado, la música pasa a segundo plano y grita… “ora culeros mi celular”, mientras que una manada de personas pisa el aparato, brincan sobre el celular de marca gringa, pero hecha en Taiwan, el hombre se agacha y recoge el dispositivo, lo levanta más allá de su cabeza y mira la pantalla estrellada, lo enciende, entra a una aplicación y abre una foto… son unos pechos hermosos; grandes, con los pezones firmes, se ven duros como una piedra y piensa que nadie vio la foto… presiona el botón de apagar, sonríe y grita: “¡a huevo! “, la música sigue y las erecciones también.


Me gusta creer que no existe edad para ir o dejar de ir a un concierto, es como si pensáramos que existe una edad para tener sexo y otra para ya dejar de hacerlo, follen y ya, canten y ya… Ténoch C.


Gracias por seguirme, leer y compartir.

Otros Cuentos

Otras Reseñas

Otras Fotohistorias

De niño quería ser Batman, más grande quise ser veterinario y termine siendo

Carlos Alberto, Cortés Torres

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.